martes, 21 de abril de 2009

Desencuentros

A Juano, porque más que la sangre nos une una forma de ver la vida. Porque en él me veo reflejado y en mí lo veo reflejado. Porque ni la distancia puede interponerse entre dos mentes que se encuentran. Porque sé que Pacho y Angela, Ricardo y Clarena comparten su visión de nosotros, porque estoy seguro de que no se imaginaron que seríamos hoy el resultado de esos seres, que en el mayor acto de amor, alguna vez enseñaron a pensar:

Desencuentros

Ah desdichados padres
Cuánto desengaño trajo a su noble vejez
el hijo menor
el más inteligente
En vez de abogado respetable
marihuano conocido
En vez del esposo amante
un solterón precavido
En vez de hijos
unos menesterosos poemas
¿Qué pecado tremendo está purgandoese honrado par de viejos?
¿Innombrable?
Lo cierto es que el padre le habló en su niñez de libertad
De que Honoré de Balzac era un hombre notable
De la Canción de la vida profunda
Sin darse cuenta de lo que estaba cometiendo
(Retratos)

Raúl Gómez Jattin

Nota para mentes distraídas: señor(a) lector(a): el punto del post no es si somos o no marihuaneros, leer entre líneas le permitirá sacar mejores y más profundas conclusiones.

Argos

lunes, 20 de abril de 2009

martes, 14 de abril de 2009

!ATENCIÓN!
¡NO LO HAGA!
¡NO PIENSE!
NI SIQUIERA RESPECTO A ESTE POST
(corre el riesgo de ser llamado terrorista, se lo decimos por su bien)
(Gracias a Vladdo por la imagen, para ver más vaya a http://www.vladdo.com/, incluso para quejas y reclamos, a nosotros no nos joda)

(

domingo, 12 de abril de 2009

"EL PROGRESO FUE UN FRACASO, FUE UN SUICIDIO"

“El progreso fue un fracaso, fue un suicidio” (1), esta afirmación parece cada día mas cierta y mas apretada a la realidad, ya que en la actualidad el ser humano cada momento se preocupa menos por su conocimiento y cada vez vive mas intrigado por los nuevos productos que sacarán al mercado las distintas multinacionales y una de sus principales preocupaciones es la obtención de estos objetos que no son necesarios para la vida del hombre; pero con el paso del tiempo nos hemos ido acostumbrando a las comodidades que nos pueden prestar estos productos hasta el punto que se convierte en una necesidad.

Hoy en día los jóvenes creen que un diploma les puede arreglar su vida económica con la obtención de un empleo; pero ellos no se dan cuenta del declive que tiene la educación, cada vez nos encontramos con una formación académica más deteriorada. Si analizamos el “progreso” que hemos tenido en el campo económico, en este sistema capitalista y gracias a el materialismo y a la superpoblación mundial nos encontramos con una realidad que puede ser descrita con una frase que ha sido tan repetida: “los ricos cada vez mas ricos, y los pobres cada vez mas pobres” estamos bajo un sistema en el que irremediablemente el dinero puede manejar todo, en el que no todas las personas de diferentes clases sociales pueden tener las mismas oportunidades, en el que lastimosamente para que una persona de bajos recursos pueda saciar sus necesidades básicas, debe trabajar para personas con mayor poder económico y ser explotada sin unas ganancias merecidas. Cada día el mundo esta más manejado por las grandes multinacionales que solo buscan defender y multiplicar su capital, sin importarle nada más, ni sus empleados, ni los millones de personas que se están muriendo de hambre, ni los daños que su propia empresa le esta causando al medio ambiente.

Ahora si nos ponemos a observar como el hombre con el paso del tiempo ha olvidado un poco la naturaleza, dándole prioridad a la industrialización, a la fabricación de nuevos productos, al bienestar individual, creyendo que el verdadero bienestar es la consecución de “bienes”; ¿acaso no se dan cuenta que para el crecimiento de una ciudad se debe sacrificar partes verdes de bosques?, ¿el ser humano no piensa en los millones de litros de agua contaminada que caen al mar a diario?, ¿de la destrucción ocasionada por nosotros mismos a la capa de ozono?, lastimosamente creemos que la madre naturaleza no vale nada, pero en realidad vale muchísimo mas que cualquier objeto que se pueda comprar con dinero, simplemente vale cada una de nuestras vidas, ¿ó será que en el futuro vamos a respirar del ultimo I-pod?, ¿vamos a beber de aquel coche nuevo?, ¿nos alimentaremos de la Internet? ó ¿un avión podrá enfriar un poquito las elevadas temperaturas?.

Hace algún tiempo, el mundo “estuvo dominado por una oposición del totalitarismo comunista, fundado en la confianza en la razón, y un totalitarismo fascista o nacionalista, defensor agresivo de una identidad racial, nacional, étnica o religiosa”. Ahora que no nos encontramos con estas dos esquinas podemos observar un planeta en un constante enfrentamiento entre los mercados globalizados y las identidades de las diferentes sociedades nacionales o algunas culturas.

Ahora, nos debemos preguntar ¿en realidad si hemos avanzado tanto? ¿serán mejores las condiciones de vida de nosotros que la de nuestros antepasados?, pues todo parece que no, un sistema educativo cada vez peor, un sistema económico hecho para aquellas personas con mayor poder, los recursos naturales cada día mas difíciles de conseguir y un sistema político manipulado de acuerdo a los intereses de aquellos que a su vez también tienen el poder económico. En realidad que poco hemos progresado, o mas bien que triste es ver como el ser humano cada día se desmoderniza y avanza a pasos agigantados hacia la autodestrucción.

(1) Bersuit Vergarabat – Madre hay una sola

Juano

martes, 7 de abril de 2009

LA MATA QUE MATA


Por: Alfredo Molano Bravo


SE OYE POR RADIO LA ALMIBARADA voz de una niñita que habla de la mata que mata y de los ríos de sangre que corren en el país.

Los publicistas usan medios perversos como la utilización de voces infantiles —tiernas, consentidas, pegajosas— para crear en sus audiencias determinadas imágenes. Los niños que oyen esta abusiva propaganda de la Dirección de Estupefacientes —seguramente pagada con dineros de la DEA— tienen que imaginarse el país como una gran carnicería. Y a quienes cultivan la marihuana y la coca, campesinos, colonos e indígenas, como unos monstruosos asesinos con las manos untadas de sangre. Los niños tenderán a generalizar esta imagen y a mirar a cualquier pobre como un criminal.

Pero, además, Estupefacientes pone a los niños a decir mentiras y a creérselas, porque ninguna mata, mata. Y los pone a mentir en materia
grave: la guerra. ¿No es esta una manera cínica de meter a la niñez en los campos de batalla? Unicef, especializada en gritos de fariseos, no dice ni mu, y hasta con cierta razón, porque teme el papirotazo de su excelencia.

No hay ninguna mata que mate, o por lo menos que mate por contacto directo. Ni siquiera el borrachero, arboloco, cacao sabanero o floripondio mata a la gente. No hay ninguna mata a la que se le pueda echar la culpa de la guerra. Sólo en las mentes del Presidente y de algunos militares cabe la tesis de que hay "matas de cocaína", que es como decir que hay árboles de aspirina. Desde hace miles de años, la coca es un arbusto sagrado para la mayoría de comunidades indígenas; lo cultivan las mujeres, y sus hojas secas, mezcladas con hojas de yarumo tostadas o con conchitas molidas, son consumidas en forma ritual por los hombres adultos.

Sin la coca los indígenas no habrían resistido la salvaje invasión europea. Las hojas de coca no sólo no matan, sino que son de los alimentos más nutritivos que existen. La propaganda de la niñita a media lengua que llama a criminalizar a sus cultivadores hace parte de hecho, de la ola que legitima las masacres contra los pueblos kankuamo, emberas-chami, awá, y nasa, para hablar sólo de los grupos golpeados este año. La propaganda no es la culpable, claro está, pero justifica a los ojos de los niños matar a los que cultivan matas que matan. La verdad es otra: si a los indígenas les quitan sus matas de coca, los matan.

Uribe va en contravía de los vientos que corren en materia de drogas ilegales. Los ex presidentes Gaviria; Zedillo, de México, y Cardoso, de Brasil, han declarado que la "guerra a las drogas" ha fracasado rotundamente, e incluyen en ese fracaso el Plan Colombia. La guerra contra las drogas sólo ha dejado —¡esa sí!— muertos y corrupción y representa hoy la mayor amenaza contra la democracia y la paz. Los ex presidentes han pedido la descriminalización de la marihuana para uso personal. Sin duda, el mensaje está dirigido a Obama, con la idea no descabellada de que el nuevo gobernante "revise a profundidad" las políticas antidrogas.

Como era de esperarse, Uribe brincó a la media hora y ordenó a sus escuadrones parlamentarios cerrarle el paso a la legalización, enterrar la dosis mínima y tratar a los consumidores como enfermos mentales. La posición de Uribe va más allá de su guerrerismo y su pacatería; el tiro va —es evidente— contra Carlos Gaviria, que fue el magistrado ponente en la Corte Constitucional de la razonable dosis mínima, y contra Ernesto Samper, que hace años pidió lo que ahora Gaviria pide. Sólo cabe rezarle al padre Marianito que ni el Presidente ni su par de angelitos sufran cualquier día una crisis artrítica.

lunes, 6 de abril de 2009

Mi País - Ana y Jaime

video

"Ni chico ni grande es mi país, se habla el español, se come maíz...así, adivina tú adivina tú cual es mi país"

¿No la cogiste?...con la siguiente seguro que sí...

"Hay 10 policias por cada estudiante y hay un estudiante por mil ignorantes...así, adivina tú, adivina tú cual es mi país..."

¿Ya sabes cierto? ¿No?...tres opciones:


1. Eres suizo(a)
2. No hablas español
3. Tu periodista favorita es Claudia Gurisatti y RCN es una elegancia de canal


PROHIBIDO IGNORAR A ANA Y JAIME
 

Free Blog Counter
Poker Blog

Locations of visitors to this page